LOS PILOTOS DE ISRAEL

MEZEK


Título Original: Mezek

Guionista: Yann

Dibujante: André Juillard

Año de Publicación: 2011

País: Francia

Marco Temporal: 1948

Marco Espacial: Israel





Israel, junio de 1948. La aviación egipcia ataca un barrio de Tel Aviv. Un escuadrón de messerschmitt tripulados por mercenarios consiguen hacer huir a los spitfires egipcios, pero no sin sufrir bajas. El piloto sueco Björn es uno de estos pilotos que se han puesto al servicio de Israel, y que vuela en unos destartalados aviones, los Mezek (Mulas) que les han vendido los checos. 

"Mezek" cuenta la historia de un escuadrón de pilotos mercenarios durante la Guerra árabe israelí de 1948. A través de los ojos del protagonista, un sueco que oculta un oscuro pasado, asistiremos a las dificultades del nuevo Estado de Israel para hacerse con un ejército eficiente que pare los avances de la Liga Árabe. Combates aéreos, y triquiñuelas varias para conseguir nuevos aviones saltándose el bloqueo internacional son los ingredientes básicos de este cómic que además añade amoríos, aventuras, y remordimiento de culpa.

Yann, guionista de otra aventura aérea ya comentada, "El Gran Duque", une fuerzas con el dibujante Juillard, ilustrador de la saga de "Masquerouge", también comentada al menos parcialmente. El resultado no puede ser mejor, un buen guionista ya probado en aventuras de aviación, y un dibujante guionista experto en  recrear personajes aventureros, y al que se le da pero que muy bien pintar el cuerpo femenino, y la mezcla es este "Mezek". Además se ofrece, cosa poco habitual, en un sólo volumen que se puede leer de tirón y sin preocuparse de los indefinidos "continuará".  

Juillard sin ser Hugault, el anterior compañero ilustrador de Yann, cumple bien en el apartado artístico, aunque sus aviones están a años luz de los de "El Gran Duque". Yann construye una historia con regusto clásico, como uno de esos films de los años 30 y 40 protagonizados por héroes oscuros, mercenarios torturados, hombres que gustan a las damas pero que en el fondo se odian a sí mismos. 

Para mi gusto al cómic sólo le falta un poco más de contextualización histórica para ser perfecto. Pero salvo unas cuantas batallas en el aire, y alguna referencia histórica rápida, la narración se centra más en Björn y sus amores. Con todo "Mezek" es una obra imprescindible para los amantes de la historia de la aviación, y los aficionados al cómic de aventuras bélicas. De nuevo los historietistas franceses demuestran que pueden coger casi cualquier tema y convertirlo en un cómic interesante.

LA GUERRA CRISTERA

CRISTIADA

Título Original: For Greater Glory (Cristiada)

Año: 2012

País: México

Duración: 142 min.

Dirección: Dean Wright

Reparto: Andy García, Oscar Isaac, Eva Langoria, Eduardo Verastegui, Peter O´Toole, Santiago Cabrera.

Marco Temporal: 1926-1929

Marco Espacial: México



México 1926. Unos años después de la Revolución. La precaria relación entre el gobierno Mexicano y la Iglesia Católica se deteriora cuando el presidente Plutarco Elías Calles hace cumplir estrictamente las leyes anticlericales escritas en la nueva constitución mejicana de 1917. En respuesta a estas medidas, organizaciones civiles protestaron pacíficamente ante estas nuevas leyes. Otros se unieron a la lucha por la libertad recurriendo a las armas con lealtad, valor y fe, les llamaban cristeros. Ésta es su historia.

La película va a intentar contar la llamada Guerra Cristera que se desarrolló en México entre 1926 y 1929, y que supuso el enfrentamiento de una parte de la población del país contra las leyes anticlericales del presidente Calles. Para narrar el punto de vista cristero se utiliza el personaje de Enrique Gorostieta, bien interpretado por Andy García, uno de los generales cristeros más destacados.

Enrique Gorostieta
"Cristiada" se publicitó como la película más cara de la historia del cine mexicano. Además se rodó en inglés y con la presencia de actores de fama internacional para facilitar su difusión a nivel mundial. Y a pesar de las críticas, ese es el gran acierto del film, pues la presencia de Andy García, Peter O´Toole, o Eva Langoria, habrá animado a más de uno a ver la película, y habrá facilitado su exhibición fuera de México. Imagino que a los mexicanos no les habrá hecho mucha gracia ver encarnado a uno de sus héroes por un actor cubano, pero el cine es así.

La historia no está mal contada, aunque peca de excesivamente larga, no por su duración sino porque no siempre es capaz de mantener el ritmo. Los detractores, como siempre, la han acusado de maniqueista, que si el presidente lo pinta de malo malísimo (Rubén Blades, otro artista internacional), que si los cristeros son excesivamente bondadosos, que si es un film facha y reaccionario, que si Andy García no tiene cara de mexicano, etc. Sus defensores alaban los valores que defiende, la valentía de enfrentarse a un tema tabú, etc. Cada cual según sus ideas se enfrentará a una película que, como es lógico en este tipo de temas, tendrá acérrimos defensores y furibundos detractores.

La verdad es que director y productores buscaron realizar un film épico que se vendiera bien fuera de México, con una temática, que aunque ya se había tratado, favoreciera la afluencia de público a las salas. No se como les fue la recaudación, pero se nota que estamos ante la obra de un director novato. Que sí, que sí, que el tal Dean Wright era el director de los efectos especiales del Señor de los Anillos, pero del resto va justito. Y no es que la película sea mala, que no lo es, es que le falta un poquito de chispa. Los americanos, del norte se entiende o sea los yankis, con un tema y unos actores como esos hacen que el cine acaba inundado por las lágrimas de los espectadores. Es muy posible que la película hubiera funcionado mejor como miniserie, pues en ocasiones está más cercana a un producto televisivo que a una película para la pantalla grande.

Con todo "Cristiada" merece la pena. Hay que verla con una cierta calma, y si hace falta consultando los hechos históricos reales que sirvieron de base al film, para poder contrastar y aprender, que al fin y al cabo de eso se trata en películas de este estilo. A mí al menos me sirvió para conocer una parte de la Historia de México que desconocía, y me llevó a investigar y fijarme más en esa Guerra Cristera de la que no sabía apenas nada.   

FLASHMAN Y BISMARCK

ROYAL FLASH


Título Original: Royal Flash


Autor: George MacDonald Fraser


Año de Publicación: 1970


País: Inglaterra


Marco Temporal: 1842-1848


Marco Espacial: Europa


Corre el año 1842 en Londres la capital del Imperio británico, donde uno de sus más reputados héroes, el sin par Harry Flashman, joven militar condecorado por las guerras afganas, hace lo que mejor sabe hacer, solazarse en una casa de alterne. Una inesperada redada policial le obliga a poner en práctica otra de sus habilidades, darse a la fuga con algún truco sucio. Pero el destino le lleva a colarse en un carruaje donde un hosco prusiano no ve con buenos ojos la intromisión, es Otto von Bismarck, y Flashman acaba de cometer uno de los grandes errores de su vida.

La segunda aventura del impresentable protagonista de las novelas de MacDonald Fraser va a discurrir por la Europa agitada por los movimientos sociales que desembocaron en las revoluciones de 1848. Aunque a lo que realmente Flashman tendrá que enfrentarse es a las peligrosas intrigas de Bismarck, y a los no menos peligrosos ardores amorosos de Lola Montés. Con una trama que parodia a la novela de Anthony Hope "El Prisionero de Zenda", Fraser vuelve a construir una novela divertida, irreverente, e implacable en sus retratos históricos. Nada se salva a la ácida mirada del escritor que utiliza a su despreciable protagonista para analizar los hechos desde una óptica totalmente cínica. 

Lola Montez
Si en el primer libro el escritor golpeaba sin misericordia los supuestos beneficios del colonialismo británico, en la segunda aventura de Flashman es la política europea y sus representantes quienes no salen muy bien parados. Esta segunda novela del ciclo es sin embargo la menos histórica de todas, y el núcleo de la historia discurre en un lugar ficticio, aunque la situación y el contexto es extrapolable a la cuestión de Schleswing y Holstein.

Los personajes históricos se apoderan de la novela robándole protagonismo al antihéroe, y así Bismarck o Lola Montes, son retratados despiadadamente por Fraser a través de Flashman. Pero éstos no son los únicos en aparecer en la obra, y Luis de Baviera, el principe Eduardo de Inglaterra, o Wagner, entre otros, hacen su breve pero suculenta aparición. Veamos como relata su breve encuentro con Karl Marx:

"No era un tipo alto, pero tenía los hombros anchos y fuertes como un toro, la cabeza grande, cubierta de cabello largo y descuidado, y una barba como una escoba. Incluso a aquella distancia yo podía ver sus ojos brillantes mientras lanzaba su mensaje, golpeando el aire con el puño como un predicador del Mississippi lleno de virtud y de whisky. La gente que estaba cerca de él y de su grupo le amenazaba, pero él seguía gritando y me pareció que había un estupendo tumulto en perspectiva; desgraciadamente, cuando los soldados le alcanzaron y estaban tratando de bajarlo, el coche se movió y los perdí de vista, así que no supe cómo acabó el tumulto."

"Royal Flash" es una digna sucesora de la anterior novela de Fraser, y la única de todo el ciclo que ha sido llevada a la gran pantalla en un una película de 1979 de igual título. Para quienes no disfrutaron con la primera aventura de Flashman, excusan leer ésta; para quienes se han hecho seguidores del militar cobarde, estoy seguro de que ya han leído ésta y sus continuaciones; para quienes no han leído ninguna, pueden leer ésta sin problemas de continuidad, pues aunque en las novelas hay breves referencias a sus anteriores aventuras, normalmente se pueden leer individualmente, aunque yo recomiendo seguir el orden de lectura cronológico (no el de publicación).

REINAS POR MATRIMONIO

REINAS CONSORTES EN LA ESPAÑA MODERNA

En la España de la Edad Moderna las dinastías de los Austrias primero y de los Borbónes después dominaron la corona, y durante algunos años el mundo. Pero ¿quién estaba detrás de estos monarcas? Hagamos un repaso a las reinas consortes, que en más de una ocasión mandaban tanto o más que sus maridos. 

Germana de Foix (1488-1538) La francesa Germana, sobrina del rey de Francia, se casó con 19 añitos con Fernando el Católico  de 53, viudo de Isabel, y rey de Aragón. La joven se convirtió así en reina consorte de Aragón, que no de Castilla, en 1505 y hasta 1516. En 1509 nace Juan el hijo de los reyes, y el que de haber sobrevivido hubiera cambiado el destino de España al provocar la separación de la dos coronas. El príncipe murió a las pocas horas y la pareja no volvió a tener hijos. Esto no fue obstáculo para que a la muerte de su esposo, se liara con su nieto, el rey Carlos, y engendrara de él una niña. Luego el emperador la casó y le dió un buen empleo a su marido. Las hay que se agarran al poder como lapas.  El Museo de Bellas Artes de Valencia conserva un retrato de la reina venida de Francia. La serie de televisión "Carlos, Rey Emperador" (2015) no puede olvidar al personaje que interpreta Nathalie Poza.
Isabel de Portugal (1503-1539) Hija del rey Manuel I de Portugal se casó con Carlos I de España y V de Alemania en 1526, convirtiéndose de esta forma en Reina consorte de España y Emperatriz del extenso Imperio que controlaba su regio marido. Considerada una de las mujeres más bellas de su época, su marido le fue siempre fiel, y con él tuvo cinco hijos, aunque no sobrevivió al último aborto. Falleció con 35 años. Tiziano pintó a la reina, retrato que se guarda en el Museo del Prado en Madrid. La serie "Carlos, Rey Emperador" tiene por supuesto a la emperatriz Isabel encarnada por Blanca Suárez.  
María I de Inglaterra (1516-1558) La segunda esposa de Felipe II fue la reina de Inglaterra, hija de Enrique VIII y de Catalina de Aragón, y por tanto prima de Carlos I. Se casó en 1554 con 38 años con un Felipe de 27. Con la presión de conseguir un heredero varón sufrió dos falsos embarazos, y el deseado niño no llegó nunca. Felipe pasó más tiempo en el continente, y María se dedicó al gobierno de Inglaterra sin que ambas coronas llegaran nunca a mezclarse. Su matrimonio no fue bien visto por sus súbditos, y finalmente a su muerte, Felipe que pretendió casarse con Isabel de Inglaterra fue rechazado por ésta. El cuadro de Hans Eworth de 1554 presenta a la reina luciendo la famosa perla peregrina con el diamante el estanque que llevaban sólo las reinas de España. Kathy Burke es una horrorosa María I en "Elizabeth"(1998).
Isabel de Valois (1546-1568) La tercera esposa del rey Felipe II fue la francesa Isabel, hija del rey Enrique II. Se casó con el rey de España en 1559 cuando éste enviudó, aunque inicialmente estaba destinada al príncipe Carlos. Los embarazos de la reina fueron complicados y se alternaron con abortos, a resultas de uno de los cuales falleció cuatro años después de su boda. La leyenda negra surgida en torno a los amores del desquiciado príncipe Carlos por su madrastra generaron numerosa literatura. El retrato de la reina en el Museo del Prado se atribuye a Juan de Pantoja aunque puede ser una copia de uno anterior de Sofonisba. La opera de Verdi "Don Carlos" ha sido llevada a la televisión en numerosas ocasiones, y en 1996 Karita Mattila  fue Isabel de Valois. 

Ana de Austria (1549-1580) La cuarta esposa de Felipe II fue la hija del emperador Maximiliano II, primo del rey Felipe. Se casó por poderes en 1570. Pero pronto congenió con el rey, y se convirtió en la mujer que más amó, y a la que nunca le fue infiel. Además de cuidar de sus anteriores hijos, le dio al monarca lo que la corona buscaba, un heredero varón. Un cuadro donde se aprecia la famosa mandíbula de los Austrias se conserva el el Museo del Prado, retrato pintado por la artista Sofonisba Anguissola en 1573. En la televisión es Michelle Jenner, que debe de tener cara de reina de España, la que encarna a Ana en "La princesa de Ebolí"(2010)
Margarita de Austria-Estiria (1584-1611) La esposa de Felipe III se casó con él en 1599. Al encontrarse una corte dominada por validos corruptos como el Duque de Lerma, se propuso luchar contra ellos y apartar al rey de la nefasta influencia del poderoso noble. Consiguió desmontar la red del consejero, y éste tuvo que retirarse, aunque ella no llegó a verlo pues murió antes de su caída. Bartolomé González y Serrano retrata a la reina en 1609, óleo que se expone en el Museo del Prado. Una embellecida reina Margarita es Viveca Lindfors en "El burlador de Sevilla"(1948) que, como no, cae rendida a los pies de Errol Flynn. 
Isabel de Borbón (1602-1644) La primera esposa de Felipe IV, conocida como La Deseada, era la hija del rey francés Enrique IV. Isabel era una mujer bella e inteligente que era amada por todos los que la conocían, a excepción de su marido y Quevedo; el primero le fue infiel numerosas veces, y el segundo le dedicó el célebre calambur en el que se burlaba de su cojera. Ostentó la regencia durante la Guerra con Cataluña, y en ocasiones se enfrentó al poderoso Conde Duque de Olivares. Velázquez la retrato en 1632 pero en la actualidad el cuadro se encuentra en una colección particular. La actriz Anne Roussel es la reina en la divertida película "El rey pasmado"(1991) en la cual tiene que usar sus encantos para recuperar al rey.
Mariana de Austria (1634-1696) Hija del emperador Fernando III se convirtió en la segundo mujer de Felipe IV en 1649, aunque inicialmente esta destinada a Baltasar Carlos, el príncipe heredero quien había muerto en 1646. A la muerte de Felipe IV en 1665, y ante la minoría de edad del heredero, Carlos II, se convirtió en la Regenta del reino, y gobernanta de España con la ayuda de su confesor, el padre Nithard. De nuevo es un retrato del genial Velázquez es que nos muestra el aspecto de la reina en una pintura realizada en torno a 1652 y que hoy se puede contemplar en el Museo de Arte de Viena. La serie televisiva "Aguila Roja", aunque suele navegar por terrenos escasamente históricos, de vez en cuando hace aparecer personajes como la segunda esposa de Felipe IV que interpreta Eliana Sánchez, y cuyo parecido con el retrato velazqueño es el mismo que entre un pato y un elefante.
María Luisa de Orleans (1662-1689) La sobrina de Luis XIV de Francia se casó en 1678 con el rey Carlos II. Dicen que cuando la tierna princesa se enteró de su regio destino lloró como una Magdalena, y no era para menos, la fama de "El Hechizado" había trascendido fronteras, y los retratos que de él se hacían eran como para que la princesa en lugar de llorar se echara a correr pero no precisamente a los brazos del rey. Se la trajo con la idea de que engendrara un heredero, pero el tan ansiado hijo no llegó, y la joven francesita expiró en 1689 de apendicitis o envenenada, según las malas lenguas.  Uno de los retratos más conocidos de la reina es el atribuido a Juan Carreño de Miranda. La figura de Carlos II, y consecuentemente la de sus esposas ha sido prácticamente ignorada por el cine, sólo la extraña "Jalea Real"(1980) tiene a Mapi Sagaseta como la Reina.  
María Luisa Gabriela de Saboya (1688-1714) La primera esposa de Felipe V se casa con el rey en 1701 con sólo 13 años de edad.  Ejerció la regencia mientras su marido combatía en la Guerra de Sucesión, aunque estaba aconsejada por el Cardenal Portocarrero y la Princesa de los Ursinos. Murió a los 25 años de tuberculosis, sin embargo había tenido tiempo de darle al rey nada menos que 4 hijos, dos de los cuales llegaron a reinar. Miguel Jacinto Meléndez la retrató en 1712, cuadro que se conserva en el Museo Cerralbo de Madrid. El film "La princesa de los Ursinos" (1947) tiene a la actriz Pilar Santisteban en el papel de la joven reina.
Isabel de Farnesio (1692-1766) La segunda esposa de Felipe V vino de la italiana ciudad de Parma para casarse con el rey viudo en 1714. De fuerte carácter y personalidad autoritaria pronto se hizo con el control de la corte tras despedir a los anteriores consejeros. Con el rey sumiéndose cada vez más en la locura, el gobierno de España cayó en manos de "La Parmesana". Finalmente consiguió que su hijo Carlos ascendiera al trono de España, aunque ni éste la soportó por mucho tiempo, y la exilió a Aranjuez. El cuadro de Louis Michel van Loo de 1739 también se encuentra en el Museo del Prado, y muestra a una reina que ya ha dejado atrás la juventud. En "Esquilache"(1989) es la genial Amparo Rivelles quien se mete en la piel de una envejecida y malhumorada Isabel de Farnesio en la corte de su hijo.

ELLAS Y EL NUEVO MUNDO

Inés Suárez. MHN de Chile.1897
ESPAÑOLAS EN EL DESCUBRIMIENTO

Estamos tan acostumbrados a estudiar las grandes gestas de los descubridores y conquistadores de América que a menudo olvidamos el papel que tuvieron las mujeres, si es que tuvieron alguno. En alguna ocasión ha ido apareciendo en mis artículos la figura de Catalina de Erauso, la monja alférez, extraordinaria mujer, aunque de mujer tenía más bien poco. Pero ¿había más como ella? ¿fueron sólo prostitutas y mujeres de mal vivir las que acompañaron a los conquistadores? El Inca Garcilaso cuenta una anécdota que no las deja en muy buen lugar.

Cuando un grupo de mujeres solteras llegaron a América se les ofreció una fiesta de bienvenida para que conocieran a los que iban a ser sus maridos. Ellas acudieron vestidas con sus mejores galas, y al ver a los soldados, una de ellas exclamó:  "Doylos al diablo ¡Parece que escaparon del Infierno, según están de estropeados: unos cojos y otros mancos, otros sin orejas, otros con un ojo, otros con media cara, y el mejor librado la tiene cruzada una y dos y más veces!" Su compañera, más astuta, le contestó: "No hemos de casar con ellos por su gentileza, sino por heredar los indios que tienen, que según están de viejos y cansados se han de morir pronto y entonces podremos escoger al mozo que quisiéramos." Un soldado que las escuchó, lo contó a sus compañeros, volvió a su casa, buscó un sacerdote, y se casó con la india con la que ya tenía varios hijos.

Pero evidentemente no todas eran así, y algunas de ellas destacaron en un mundo dominado por los hombres, cometiendo los mismos errores que ellos, pero también sus aciertos y glorias. 

Isabel Barreto. La almiranta. Isabel Barreto (1567-1612) nació en Pontevedra y se casó con Álvaro de Mendaña que comandó varias expediciones por el Pacífico y fue el descubridor de las islas Salomón y las Marquesa. En 1595 acompañó a su marido en la expedición con destino a colonizar las islas por él descubiertas. Pero Mendaña falleció, y de esta forma Isabel pasó a ser su sucesora, y primera Almirante de la flota española, como ya comentamos al tratar la novela de Graves "Las islas de la Imprudencia". Tuvo que hacer frente a una sublevación de los indígenas que la obligó a abandonar las islas, y a la rebelión de varios de sus marinos, que solventó con mano de hierro por medio del ahorcamiento de los rebeldes.

María de Toledo. R. Dominicana
María de Toledo.  La virreina. María Fernández de Toledo (1490-1549) se casó con el mayor de los hijos de Colón, Diego. Llegó acompañando a su marido a Santo Domingo en 1509, donde él iba a ejercer de virrey, aunque en sus numerosas ausencias, era ella quien ostentaba el mando, así que fue la primera virreina consorte del Nuevo Mundo. Cuando murió su marido se convirtió en una verdadera leona en defensa de los intereses de sus herederos, e incluso fue quien tramitó el destino final de los restos de su suegro y de su esposo.  

Francisca Ponce de León. La armadora. Nacida en torno a 1492 fue la hija de Rodrigo Ponce de León, Conde de Arcos. A la muerte de Don Rodrigo su hija hereda una inmensa fortuna y extensas tierras, pero tiene que negociar con los reyes la conservación de los títulos otorgados a su padre, entre ellos el Ducado de Cádiz. En 1509 se convierte en armadora al fletar una nao, la "San Telmo", con destino a Santo Domingo.

Beatríz de la Cueva. La gobernadora. Beatriz de la Cueva (1500-1541) nacida en Úbeda (Jaén) fue la esposa del conquistador Pedro de Alvarado, y con él se marchó a Guatemala, de donde éste había sido nombrado gobernador. El inquieto Don Pedro marchó en busca de aventuras, quedando Beatriz como gobernadora interina, pues a diferencia de su marido, una autentica "bestia parda", la gentil Beatriz se había ganado el cariño de todos por su trato dulce. En 1541 Alvarado muere sofocando una revuelta, y doña Beatriz queda viuda. El cabildo la eligieron como gobernadora hasta la llegada del nombramiento desde España, ella firmó como "La sin fortuna", después de pintar toda su casa de negro. Nombró a su hermano como Regidor como habían propuesto, y se retiró a su hacienda. Dos días después un terremoto, seguido de un alud de agua y lodo, sepultó la ciudad y la hacienda de la breve gobernadora acabando con su vida.
   
Almud.
María Escobar. La emprendedora. Nacida en 1520 en Trujillo, muerta en Cuzco en fecha desconocida, fue de las primeras españolas en Perú. Pero no es conocida por eso. Casada con el conquistador Diego Chaves, se marchó en 1540 a Perú, pero tuvo la inteligente idea de llevarse de España medio almud de trigo (un almud era una especie de cubilete con una capacidad aproximada de 10 u 11 decímetros cúbicos). Cuando María llegó a Lima repartió entre agricultores de Lima y Cañete unos 20 granos por cabeza, y ahí comenzó la implantación del trigo en América. En el año de 1547 quedó viuda y se retiró a Cuzco donde intentó aclimatar el nuevo cultivo en sus tierras.

Mencía Ortiz. La empresaria. Poco se sabe de esta empresaria, salvo que en 1549 se concierta con otros socios, entre los que se cuenta un tal Rodrigo Franquis, para dedicarse al tráfico de mercancías con América. Crea una compañía que registra ante el jurado Francisco Ruíz, y en donde ponen como bien una nao "La Concepción", que ya tiene las bodegas cargadas y está presta para partir hacia su destino. Será una de las pioneras, pero no será la única en intentar explotar el nuevo mercado que suponían las Américas.

Fotograma de  "La Araucana" con Elsa Martinelli como Inés.
Inés Suárez. La guerrera. Inés Suárez (1507-1580) nació en Plasencia, Extremadura, casada con poco más de 19 años, su marido se embarcó hacia América dejándola a ella en España. Años después Inés llegó a América buscando a su esposo sólo para descubrir que había muerto. Se une a Valdivia y con él participa en la conquista de Chile. Se la considera fundadora de la ciudad de Santiago de Chile, en cuya defensa colaboró cuando fue atacada por los indígenas. Se contaba la anécdota de que durante la defensa ordenó decapitar a los caciques cautivos, al preguntársele como tenían que hacerlo, ella misma cogió la espada y los decapitó, arrojando luego sus cabezas entre los atacantes. Isabel Allende publicó una novela sobre el personaje, "Inés del alma mía", y en el cine Elsa Martinelli la interpretó en "La Araucana"(1971).

Francisca Brava. La negocianta. En torno a 1549 una espabilada sevillana, Francisca Brava, vio el negocio en las Américas sin necesidad de embarcarse para ellas. Para viajar al Nuevo Mundo se necesitaban unas licencias que únicamente expedía la Casa de la Contratación, y estos permisos se negaban precisamente a quienes más necesidad tenían de buscar una nueva vida: conversos, descendientes de procesados por herejía, esclavos, extranjeros nacidos en territorios fuera del Imperio. Pues para eso estaba Francisca que emitió unos magníficos pasquines que hizo circular por su ciudad: "Quien quiera comprar una licencia para pasar a las Indias, váyase entre la puerta de San Juan y Santiesteban, al camino que sale a Tudela, cabo de una puente de piedra, y allí pregunte por Francisca Brava, que allí se la venderá." La desfachatez de la individua es espectacular, suponemos que para atreverse a publicitarse así o estaba muy segura de no ser pillada o tenía comprados a los encargados de detenerla.

Ingrid Rubio como Mencia
Mencía Calderón. La exploradora. De origen noble Mencía estaba casada con el adelantado Juan de Sanabria, con quien emprendió la expedición destinada a establecerse en el Río de la Plata en 1550. Se trataba de embarcar mujeres para mejorar la raza y frenar el mestizaje. Pero el adelantado murió sin embarcarse, y heredó el título su hijo de 18 años, hijastro de Mencía. Ésta fue quien comandaba a las damas, y en gran medida también la misión. Naufragios, ataques corsarios, tempestades, fueron algunos de los males a los que se enfrentó la desafortunada expedición. Luego todo un periplo por tierra hasta llegar a los asentamientos, mientras Mencía cuidaba de su rebaño de mozas casaderas, llegando a destino en 1556. La novela de Elvira Menendez " El corazón del océano", y la subsiguiente serie televisiva tienen a Mencía como protagonista encarnada por la bella Ingrid Rubio en este rol de jefa de la caravana de mujeres.

Isabel de Guevara. La fundadora. Isabel formaba parte de un grupo de mujeres que salió en una expedición en 1535 con rumbo al Río de la Plata encabezada por Pedro de Mendoza. La expedición fue nefasta, las penurias inimaginables, y los hombres eran poco menos que muertos vivientes. Fueron las mujeres las que tomaron su lugar e hicieron las labores que los hombres ya no tenían fuerzas para realizar. Isabel se convirtió en la jefa de una expedición en la cual más de 1000 habían muerto de hambre, donde posiblemente algunos habían practicado el canibalismo, y en donde sólo ella y sus mujeres mantuvieron la cordura. Se convirtió así en una de las fundadoras de Asunción y Buenos Aires. En 1556 tiene además el valor de escribirle a Doña Juana, la hermana del rey, y encargada de los asuntos de América, ya que se siente agraviada por el injusto trato recibido, le afea a sus gobernantes su conducta y después de relatar las penurias y los trabajos realizados, reclama recompensa para ella, y algún cargo para su marido "en esta tierra, porque al presente se repartió por la mayor parte de lo que hay en ella sin que de mí y de mis trabajos se tuviera ninguna memoria, y me dejaron de fuera." Con dos...narices.
    
Ana de Ayala. La valerosa. La sevillana Ana de Ayala se casa con Francisco de Orellana en 1544 a pesar de la oposición contra el matrimonio, quizás según algunos porque ella había sido prostituta. Pero Ana es de esas mujeres que no se dejan achicar por nada y por nadie, acompaña a su marido a América, y no sólo eso sino que le sigue en su expedición al Amazonas. La flota de 400 hombres y 4 capitanes permaneció perdida en el interior del río durante 11 meses. Ana tiene que enterrar a su marido en la orilla del gran río bajo un árbol. Cuando los rescatan sólo quedan vivos 44, entre ellos la valerosa sevillana, que tiene aún los arrestos suficientes para achacar el fracaso de la expedición al rey por no haberles dotado de medios suficientes.

EL ARTISTA REBELDE

CARAVAGGIO

Título Original: Caravaggio

Año: 2008

Nº de Episodios: 2 (180 min.)

País: Italia

Director: Angelo Longoni

Reparto: Alessio Boni, Claire Keim, Jordi Molla, Paul Briguglia, Benjamin Sadler, Elena Sofia Ricci.

Marco Temporal:1577-1610

Marco Espacial: Italia



1577. El niño Michele consuela a la joven marquesita Colonna que no quiere casarse con el novio que le han buscado. El niño tiene que dejar a su amiga pues la peste ha asolado su pueblo, y su padre acaba de fallecer. Años después su madre lo coloca de aprendiz en el taller de Peterzano en Milán. La primera lección de su maestro llega pronto: "Para aprender a pintar debes conocer dos cosas, los colores y las Sagradas Escrituras." El muchacho además de destacar como pintor empieza a interesarse por las armas gracias a su amistad con un Caballero de Malta.

La miniserie italiana recrea la vida del pintor Michelangelo Merisi conocido como Caravaggio por el nombre del pueblo donde se crió. De carácter díscolo e impetuoso, su arte fue como su vida, lleno de contrastes y claroscuros. La serie recorre la aventura existencial del excelente artista en una recreación muy cercana a sus cuadros. Con un actor Alessio Boni que se mete perfectamente en la piel de Caravaggio, y una ambientación y fotografía excelente, la serie cumple con creces sus objetivos. Pocas veces destaca tanto un director de fotografía como en esta producción, Vittorio Storaro se empapa de los cuadros del pintor barroco, y nos regala magníficas escenas casi calcadas de las pinturas en las que se inspira. Las tabernas en las que se mueve el inquieto protagonistas son las mismas que retrata en sus cuadros, la luz que las medio ilumina es la que el plasma en sus obras, y sólo por eso ya merece la pena ver la serie.

Pero "Caravaggio" es mucho más, es la biografía fílmica de uno de los artistas más complejos del Barroco italiano, de forma que con ella se recreará toda una forma de vida. La Italia barroca, la vida cotidiana en la Roma de principios del siglo XVII son magistralmente retratados en esta producción que entusiasmará a los amantes del Arte, e imagino que dejará más indiferentes a los demás. "Caravaggio" no es una serie de aventuras, ni de intrigas en torno a misteriosos manuscritos, ni un interminable culebrón que recorra su escandalosa vida sexual, es un retrato de un pintor y su época, y eso no suele ser ni muy popular ni para todos los gustos; pero históricamente está a años luces de bodrietes populares como "Los demonios de Da Vinci".  

EL DESTINO DEL GAVILÁN

PLUMA AL VIENTO



Título Original: Plume aux vents

Guionista: Patrick Cothias

Dibujante: André Juillard

Año de Publicación: 1995-2002

País: Francia

Marco Temporal: Francia, Canadá

Marco Espacial: 1625-1639




Noviembre de 1625. Ariane de Troil ha sobrevivido a sus heridas. Han pasado nueve meses desde que la dejaran con una herida de estocada en el pecho. Está embarazada, y no ha vuelto a pronunciar una palabra. Dada por loca, se encuentra interna en un hospicio para enajenadas donde nobles degenerados pagan por abusar de las pacientes. Gaston de Orleans, el hermano del rey, reconoce a la joven, y la lleva a su castillo. No le mueven propósitos nobles, su intención es descubrir que ha sido del justiciero enmascarado conocido como Masquerouge.  

Cothias y Juillard se vuelven a reunir para continuar las aventuras de los personajes de "Las 7 vidas del Gavilán". Cuatro años después de haber publicado su gran éxito, retoman unos personajes que comenzaron su andadura en el año 1978 en la revista PIF con una historia corta, pero de eso ya hablaremos en otra ocasión. Aquí nos encontramos con una secuela que pretende atar cabos sueltos, y concluir adecuadamente la historia anterior.

En cuatro volúmenes, presentados en España como un integral, se siguen las aventuras de Ariane de Troil desde Francia a Canadá. Si en la primera parte se narraban las aventuras de un espadachín enmascarado con un estilo típico a los films de capa y espada en un claro homenaje a las peliculas de "Los tres mosqueteros", o "El Zorro"; ahora la nueva saga bebe sus fuentes en las obras sobre exploradores y pioneros en América del Norte, los homenajes a obras como "El último mohícano" o similares es más que notable, incluso se permiten algún guiño a las películas de piratas.  Se deja de lado casi por completo el contexto histórico, muy marcado en la anterior obra, y los autores se zambullen en el terreno de la aventura; los personajes históricos desaparecen u ocupan un lugar muy secundario, y la ficción bien contada llena las páginas. Con todo, la Historia está ahí: el nacimiento de una nación, sus primeros pasos, la relación con los indígenas, la vida cotidiana de éstos, la lucha por el dominio de los nuevos territorios.

Del dibujo y del color hay poco que añadir, sigue las líneas marcadas en la anterior serie. Juillard cambia los paisajes franceses, castillos y ciudades, por un entorno más natural, los bosques, y los mares del Nuevo Mundo. Los castillos son sustituidos por poblados indígenas y asentamientos coloniales; los nobles, príncipes y reyes por indios y colonos. Si se gana con el cambio debe juzgarlo cada cual. Yo, como aficionado a la "capa y espada", me quedo con la primera obra, pero en "Pluma al viento" se encuentra otra historia que por momentos no parece tener mucho que ver con la anterior, pero que se disfruta igualmente gracias a la maestría de Cothias y Juillard. Como ejemplo dejo uno de los bocetos de Juillard donde se demuestra lo cuidado de la ambientación en que enmarcan sus historias.

PAPA Y SUS REVOLUCIONARIOS HIJOS

EL PATRIOTA

Título Original: The Patriot

Año: 2000

Duración: 165 min.

País: Estados Unidos

Dirección: Roland Emmerich

Reparto: Mel Gibson, Heath Ledger, Jason Isaacs, Joely Richardson, Chris Cooper,Tom Wilkinson.

Marco Temporal: 1776-1783

Marco Espacial: Estados Unidos



1776. En una plantación de Carolina del Sur vive el viudo Benjamin Martín con sus siete hijos. Es un veterano militar retirado, que en su día participó en la guerra con Francia y con los indios. Hoy no quiere saber nada de guerras y conflictos, sólo quiere cuidar de sus hijos, y vivir una vida apacible. Pero un correo llega a sus tierras y las noticias que trae van a trastocar de nuevo su vida. La Asamblea General del Estado se reúne para votar la aprobación de tasas para el apoyo al ejército continental, lo que supondría la entrada de Carolina del Sur en la Guerra de Independencia. Benjamín Martin se opone a entrar en guerra con los ingleses. 

El director alemán Emmerich recoge una historia ya contada en "La gran prueba"(1956), aunque ésta ambientada en la Guerra de Secesión; convierte a los británicos en unos psicópatas desalmados, al menos a uno de ellos; se trae un par de estrellas venidas de Australia, Heath Ledger era australiano, y Mel Gibson aunque americano se crió en la tierra de los canguros; le añade la popularidad de un actor en horas altas en papeles de héroe libertador, un Gibson salido de la exitosa "Braveheart"(1995), y con todo ello construye un film épico sobre la Guerra de Independencia americana.   

El film que pretendía ser casi un "Braveheart" a la americana, no convenció del todo, y las críticas fueron más bien tibias. Fue más impactante las demandas interpuestas contra la productora por la publicidad engañosa que usaron, creando un falso crítico que alababa la película. La polémica de la falsa crítica y de inexactitudes históricas le quitaron valor a una película, que por otra parte es bastante entretenida.

El personaje protagonista pretende ser la fusión de varios patriotas americanos, al igual que el malvado inglés se basa parcialmente en el coronel Tarleton.También la batalla final es una mezcla de la batalla de Cowpens (enero de 1781) y la de Guilford Court House (marzo de 1781). La ambientación y las localizaciones fueron muy cuidadas, aunque para los británicos se cargó las tintas en la brutalidad que le achacan a sus tropas. Pero ante todo no se debe olvidar que es una película americana, realizada para el disfrute de los estadounidenses, y que por tanto va a destacar los valores de sus héroes frente a la maldad de sus oponentes. En ese aspecto Mel Gibson es el actor que mejor va a encarnar la idea que trasmite el film: Un hombre de familia que lo da todo por sus hijos, y que se verá empujado a la lucha por defenderlos, que contesta a quien le recrimina por no tener principios con : "Soy padre, no puedo permitirme el lujo de tener principios."   

LA EXPEDICIÓN DE MENDAÑA

LAS ISLAS DE LA IMPRUDENCIA


Título Original: The Islands of Unwisdom


Autor: Robert Graves


Año de Publicación: 1949


País: Inglaterra


Marco Temporal: 1595-1596


Marco Espacial: Pacífico  


"La mañana del cuarto día de abril del año de gracia de Nuestro Señor de 1595, en El Callao, el puerto de Lima en que residen los virreyes del Perú, me encontraba con dos compañeros en el combés de nuestra nave capitana, el San Gerónimo, un magnífico galeón de ciento cincuenta toneladas; y desde los topes de los mástiles que se alzaban sobre nosotros, dos pabellones reales de España y el pendón del general don Álvaro de Mendaña y Castro flameaban intrépidos a la brisa que soplaba desde tierra. Este celebrado explorador, noble de Galicia y sobrino de un ex señor presidente del Perú, había sido designado para comandar nuestra expedición por decreto real firmado de mano del rey Felipe II mismo. Nuestro destino eran las islas Salomón, que el mismo don Álvaro había descubierto hacía veintisiete años, pero que nadie había visitado desde entonces; nuestra misión, colonizarlas."

Don Álvaro de Mendaña.
Quien así habla es Andrés Serrano, el secretario asistente del general, y por boca de quién vamos a conocer pormenorizadamente la expedición de Don Álvaro de Mendaña  para colonizar las islas Salomón. Después de un primer viaje de descubrimiento que se desarrolló entre 1567 y 1569, el marino intentó volver para establecer una colonia permanente. Veinte años después lo consigue, y el genial Graves noveliza la interesante expedición. El mismo escritor inglés explica las razones que tuvo para escribir su libro:

"Muchos de mis lectores se sorprenderán tanto como yo quedé sorprendido al enterarme que los españoles trataron de descubrir Australia y colonizar las islas de los Mares del Sur una generación antes de que los Padres Peregrinos desembarcaran en Plymouth Rock. Aunque esta expedición fracasó en sus principales objetivos, merece sin embargo ser mejor conocida, pues en su transcurso se descubrieron las islas Marquesas y las Salomón del Sur, y también, porque al morir su comandante, el general Álvaro de Mendaña, su joven viuda, doña Ysabel Barreto, asumió el mando absoluto de la flotilla que aquél le legara, episodio único en la historia naval moderna."

Más claro, agua. Además la novela le sirve de excusa para teorizar sobre el porqué Inglaterra le arrancó a España el dominio del mar. Con todos estos datos sobra decir que la novela es interesantísima. Si además la firma Robert Graves, uno de mis escritores de novela histórica favoritos, el disfrute está asegurado. Los personajes de Isabel de Barreto, o Ysabel como la llama Graves, y del piloto Pedro Fernández de Quirós, son de lo mejor del libro. Los enfrentamientos, luchas y aventuras en esta atribulada expedición, que pasa a ser comandada por una mujer, se multiplican, complican la trama, y desvelan intenciones y caracteres ocultos.

Novela entretenida y curiosa que sigue las lineas generales de la narrativa de Graves, y que tiene además el atractivo de presentar la historia de la que fue la primera mujer en ostentar el cargo de almirante en una flota española. Como casi toda la narrativa histórica de Robert Graves es de obligada lectura, aunque el grado de disfrute lo pone cada uno.     

MOROS Y CRISTIANOS

PROTAGONISTAS DE LAS CRUZADAS

Antes de que los yihadistas nos amargaran el día con sus atentados indiscriminados, antes de las famosas fiestas alcoyanas, cristianos y musulmanes se enfrentaron por la llamada Tierra Santa, en unas guerras que fueron conocidas como las cruzadas. Luego el término se hizo más amplio, y hubo todo tipo de cruzadas y cruzados hasta llegar al cruzado mágico de playtex. Hoy nos centraremos en los protagonistas de la tercera cruzada (1187-1191) y sus dobles en la pequeña y gran pantalla.

Saladino (1138-1193) El sultán de Egipto y Siria que puso su empeño en expulsar a los cristianos de Tierra Santa. En 1187 conquistó Jerusalén y Acre, después de derrotar a las tropas cristianas en los Cuernos de Hattin. El cuadro de Fragonard de entre 1830 y 1850, conservado en el Museo de Bellas Artes de Quimper, muestra la entrada triunfante de Saladino en Jerusalén. El actor escocés de origen indio Milind Soman interpretó al líder musulmán en "Arn, el caballero templario" (2007).
Reinaldo de Chatillón (1125-1187) Caballero francés que participó en la Segunda Cruzada, y llegó a ser Príncipe de Antioquía. sus correrías por Tierra Santa, sus asaltos a caravanas, su costumbre de no respetar los pactos, le granjearon una mala fama más que justificada. Fue en cierta manera uno de los causantes de la tercera cruzada, al provocar la reacción de Saladino. Derrotado en Hattin, fue capturado, y ajusticiado por el propio sultán quien se negó a perdonar a semejante bellaco. En la escultura dedicada a Saladino, que se encuentra en Damasco, se puede observar a los pies de su caballo la figura del caballero francés. Brendan Gleeson es el príncipe de Antioquía en "El reino de los cielos"(2005). 
Federico I Barbarroja (1122-1190) El Emperador de Alemania se sumó a la Tercera cruzada junto con los monarcas francés e inglés. Utilizó la vía terrestre para llegar hasta Tierra Santa. Después de un par de batallas victoriosas contra los musulmanes, antes de llegar a enfrentarse con Saladino, intentó cruzar el río Saleph en Anatolia, y al caer del caballo la pesada armadura lo arrastró al fondo pereciendo ahogado.  Un cuadro de los Riepenhausen realizado en torno a 1825 muestra al emperador enfrentándose a los rebeldes de Roma. En el film "Visión. La historia de Hildegard von Bingen"(2009) Devid  Striesow es el emperador Federico.
Sibila (1160-1190) Reina de Jerusalén, hermana del rey Balduino IV, y esposa de Guy de Lusignan. A la caída de Jerusalén consigue ponerse a salvo, y se refugia en Tiro. Durante el sitio de Acre murió en una epidemia que se desató en el campamento cruzado.  Una pintura del siglo XIII no hace justicia a la reina de Jerusalén. Pero el cine pone a la bella Eva Green como la reina en "El reino de los cielos".
Conrado de Montferrato (1140-1192) Emparentado con las principales casas reales de Europa se enfrentó por el trono de Jerusalén con Guy de Lusignan, mientras éste conseguía el apoyo del rey de Inglaterra, él se atraía al de Francia y Austria que eran sus primos. Cuando Ricardo I de Inglaterra se convirtió en líder de la cruzada, intentó pactar con Saladino, pero sin éxito. Fue rey de Jerusalen, y gobernante de Tiro. Fue asesinado por los hashshashin. El Museo de Versalles tiene una ilustración de Picot fechada en 1843 en donde imagina la apariencia de Conrado. En el cine el personaje de Conrado suele ser mostrado como un villano intrigante casi desde las primeras películas, para muestra la interpretación de Joseph Schildkraut en "Las cruzadas" (1935) donde un malvado Conrado planifica con Juan sin tierra la muerte de Ricardo I. ¡Y es que pone una cara de malo!
Hugo III (1148-1192) El duque de Borgoña quedará al mando del contingente francés cuando se produce la marcha del rey Felipe II. Participó en la batalla de Ascalón y en la toma de Acre. Murió en la ciudad de Tiro. Una miniatura del siglo XV retrata el momento en que el duque ordena una retirada. "Las cruzadas" (1935) tiene a William Farnum como el duque de Borgoña.
Balian de Ibelín (1140-1193) Noble cruzado del reino de Jerusalén que negoció la rendición de Jerusalen y colaboró en el tratado entre Saladino y Ricardo I. Una obra de 1490 precisamente retrata a Balian rindiendo Jerusalén. Orlando Bloom encarna en "El reino de los cielos" a un Balian muy diferente del histórico, bastante más noble y menos intrigante que el real.
Guy de Lusignan.(1159-1194) Cruzado francés que llegó a ser rey de Jerusalén por su matrimonio con Sibila la hermana de Balduino IV. Sus enfrentamientos con Saladino culminaron con la derrota de Hattin y la toma de Jerusalen. Cedió su derecho al trono a Ricardo de Inglaterra a cambio de la soberanía sobre Chipre. Un cuadro de Jan de Lievens de 1625 retrata a Guy de Lusignan preso con cadena de oro de Saladino tras ser capturado en Hattin. El actor Marton Csokas es Guy de Lusignan en "El reino de los cielos".
Leopoldo V (1157-1194) Leopoldo duque de Austria fue quien comandó las tropas imperiales a la muerte de Federico I. Llegó a participar en el sitio de Acre. Apoyó a su primo Conrado en sus pretensiones al trono de Jerusalén, lo que le enemistó con Ricardo I de Inglaterra. Un retrato del duque se conserva en la Abadía de Melk en Austria realizado por Kremer en 1759. Wilton Graff es el duque Leopoldo en la película inspirada en la novela de Walter Scott "El Talismán"(1954).
Ricardo I. (1157-1199) El rey de Inglaterra apodado Corazón de León al enterarse de la caída de Jerusalén firmó un pactó con el rey francés y partió a Tierra Santa. Durante su reinado sólo estuvo en su país 6 meses, pues sus luchas con Saladino absorbieron gran parte de su vida, además como él mismo dijo: "En Inglaterra siempre está lloviendo y hace frío". Reconquisto Acre, y derrotó a Saladino en la batalla de Arsuf. En 1192 llegó a un acuerdo con su enemigo por el que se permitía el libre acceso de los cristianos a Jerusalén.  Curiosamente es un italiano, Carlo Marochetti (1805-1867), quien realiza la bella estatua ecuestre en bronce  del rey Ricardo I que se encuentra frente al Parlamento, hecho que ya en su día creó polémica. El cine tiene numerosos actores encarnando a Corazón de León, pero en esta ocasión nos quedamos con su aparición estelar interpretado por Sean Connery en "Robín Hood, príncipe de los ladrones"(1991).
Felipe II Augusto (1185-1223) El rey de Francia se embarcó en la cruzada con su colega el rey inglés. Llegó a Acre en abril del año de 1991, y en diciembre de ese mismo año ya estaba de vuelta en París tras recibir el permiso papal de abandonar la cruzada. Años más tarde llevaría a cabo su propia cruzada, pero esta vez dentro de sus propios terrenos contra la herejía albigense. Una magnífica estatua del rey Felipe II se conserva en el palacio de Versalles. El film "Robin Hood" (2010) tiene a Jonathan Zacaï en el papel del rey Felipe.